182015Mar
Las Diferencias de Género aplicadas a la Terapia Psicológica

Las Diferencias de Género aplicadas a la Terapia Psicológica

Las personas construimos nuestras creencias y conformamos nuestra identidad personal y social a través de la educación, las experiencias directas o la observación, y en base a lo que nos dicen que es propio de los hombres o las mujeres en función de su sexo biológico. Estas creencias influyen en nuestros comportamientos, preferencias, elecciones y expectativas en muchos ámbitos de nuestra vida. Nuestro Centro en Psicología Clínica ha implementado la Perspectiva de Género en los Tratamientos Psicológicos para tener en cuenta estos factores y establecer protocolos que permitan mayor eficacia y brevedad.

¿Qué es la Perspectiva de Género o Enfoque de Género en Psicología?

En este sentido es preciso diferenciar los conceptos de sexo y género, pues “sexo” hace referencia a las características biológicas, anatómicas y fisiológicas, mientras que “género” alude a los componentes psicosociales y a las construcciones culturales a través de normas y roles sociales vinculadas a cada sexo (Organización Mundial de la Salud, 2006).

En general no cuestionamos nuestras creencias y en ocasiones juegan un papel importante en el origen y mantenimiento de algunas dificultades. Por ejemplo, se ha dicho que “los hombres no lloran” o al menos que no es propio de ellos y que si lo hacen pensarán de ellos que son débiles y vulnerables, o en el caso de las mujeres, que “son emocionales”, como contrapuesto a la racionalidad necesaria para la resolución de problemas.

El análisis de género busca conocer cómo distintos factores socioculturales y subjetivos de ser hombre o mujer repercuten de manera diferencial en los procesos de salud física, psicológica y social.

Incorporar la perspectiva de género en la práctica clínica implica tener en cuenta los mecanismos diferenciales etiológicos subyacentes a distintas psicopatologías de origen biológico (ligados al sexo) y psicosocial, a la vez que posibilita implementar estrategias terapéuticas adaptadas a las diferentes circunstancias vitales y psicológicas de mujeres y hombres.

¿Qué significa en los tratamientos psicológicos la Perspectiva de Género?

Área Humana implementa la perspectiva de género en sus tratamientos avanzados de Terapia Cognitivo Conductual, atendiendo a las semejanzas y diferencias asociadas a esta dimensión de la personalidad y a factores psicosociales que juegan un papel relevante en la salud psicológica, física y social; logrando de este modo potenciar el desarrollo óptimo de las personas.

El enfoque de género aplicado a la Psicología Clínica supone tener en cuenta a lo largo de todo el proceso de tratamiento psicológico las condiciones diferenciales que afectan a hombres y mujeres, tanto a nivel social como cultural producto de los roles de género masculinos y femeninos.

El enfoque de género en Psicología constituye por tanto un modelo de análisis complementario fundamental para comprender el comportamiento humano, que permite ver dificultades que de otra manera pasan desapercibidas. Esto conlleva el desarrollo de instrumentos y técnicas para el estudio y posterior aplicación a las terapias. El objetivo es lograr una mayor calidad y eficacia en los tratamientos psicológicos.

La importancia de integrar este enfoque de género en la salud, y más concretamente en el tratamiento psicológico, está demostrando ser especialmente eficaz en la intervención clínica de dificultades y trastornos, como el consumo de sustancias, los trastornos de la conducta alimentaria o la depresión.

Puntúa y comparte

¿Crees que esta información puede ser útil a tus seguidores en las Redes Sociales? A continuación puedes añadir tu valoración y compartir este artículo. Podremos aprender mucho entre todos.
(Número de votos: 1 • Nota Media: 5)