Sentirse mal, por estar sintiéndose mal, puede hacernos sentir aun peor

Sentirse mal, por estar sintiéndose mal, puede hacernos sentir aun peor

(Tiempo de lectura 5 minutos)

Es normal que nos guste sentir emociones agradables, pero no son las únicas que forman parte de nuestra vida, las emociones desagradables, esas que suelen llamarse emociones negativas, son también esenciales. Y lo son porque nos envían mensajes valiosos para nuestra adaptación y evolución. Aceptar las emociones negativas, comprendiendo sus mensajes es fundamental para nuestro bienestar emocional, de hecho resistirnos a sentir emociones desagradables genera a largo plazo mayor malestar e insatisfacción.

Nueva investigación sobre el valor de aceptar las emociones negativas

Una nueva investigación en la Universidad de California en Berkeley concluye que la presión por sentir emociones agradables genera a largo plazo mayor infelicidad que tener una posición de aceptación de las emociones menos agradables, consideradas emociones negativas.

«Hemos encontrado que las personas que habitualmente aceptan sus emociones negativas experimentan menos emociones desagradables, lo que se suma a una mejor salud psicológica», dijo el autor principal del estudio, Iris Mauss, profesor asociado de Psicología en la Universidad de California en Berkeley.

Los investigadores sólo pueden especular sobre por qué aceptar las emociones menos agradables consiguen desactivarlas, algo así como los “nubarrones” que pasan rápidamente frente al sol y desaparecen rápidamente de nuestra vista.

«Tal vez, al tener una actitud de aceptación hacia las emociones desagradables (las llamadas emociones negativas), estas pierden importancia, dijo Mauss. «Y al contrario, si estás constantemente juzgando y analizando esas emociones, la negatividad aumenta.

Investigación sobre aceptar emociones negativas

El estudio, realizado en la Universidad de California en Berkeley y publicado en Journal of Personality and Social Psychology, probó el vínculo entre la aceptación emocional y la salud psicológica, en más de 1.300 adultos.

Los resultados sugieren que las personas que comúnmente se resisten a reconocer sus emociones mas desagradables, las que suelen considerarse emociones negativas, o juzgarlas con dureza, pueden terminar sintiéndose más estresadas.

Por el contrario, aquellos que aceptan sentimientos como la tristeza, la decepción o el resentimiento, mostraron menos síntomas de trastornos del estado de ánimo, incluso después de seis meses.

«El modo en el que manejamos nuestras reacciones emocionales negativas es realmente importante para nuestro bienestar general», dijo el autor principal del estudio, Brett Ford, profesor asistente de Psicología de la Universidad de Toronto. «Las personas que aceptan estas emociones sin juzgar o tratar de cambiarlas son capaces de lidiar con su estrés con mayor éxito».

Resistirse a sentir emociones negativas conlleva una mayor infelicidad que quien aprende a aceptarlas Clic para tuitear

Julia Vidal en su conferencia sobre salud emocional en «Cuídate Plus», el gran evento sobre la Salud celebrado en Madrid, nos explicaba por qué es importante aprender a aceptar y comprender las emociones negativas, aunque ella misma nos explica que los términos «negativo» y «positivo» no son los más adecuados para referirse a las emociones.

Fases de la investigación sobre emociones negativas, y conclusiones

Se llevaron a cabo tres estudios separados sobre diversos grupos, tanto en el laboratorio como en línea, y se tomaron en cuenta la edad, el género, el estatus socioeconómico y otras variables demográficas.

«Es más fácil tener una actitud de aceptación si se lleva una vida de auto cuidado, por lo que descartamos el estatus socioeconómico y los estresores de la vida principal que podrían sesgar los resultados», dijo Mauss.

En el primer estudio, más de 1.000 participantes realizaron encuestas que indicaban cuándo estaban de acuerdo con afirmaciones tales como “me digo a mí mismo que no debería estar sintiéndome tal y como me siento“. Aquellos que no se sentían mal por sentir emociones desagradables, mostraron niveles más altos de bienestar que sus compañeros menos tolerantes.

A continuación, en un entorno de laboratorio, a más de 150 participantes se les propuso la tarea de entregar un video de tres minutos a un equipo de selección de personal, como parte de una entrevista de trabajo simulada, alabando sus habilidades de comunicación y otras cualidades pertinentes. Se les dio dos minutos para prepararse.

Después de completar la tarea, los participantes calificaron sus emociones durante la prueba. Como era de esperar, el grupo que típicamente evita sentimientos desagradables reportó más angustia que sus compañeros más tolerantes.

En la parte final del estudio, más de 200 personas explicaban sus experiencias más intensas durante un período de dos semanas. Cuando fueron encuestadas acerca de su salud psicológica seis meses después, aquellas que evitaban las emociones desagradables mostraban más síntomas de trastornos del estado de ánimo que los compañeros más tolerantes.

Los investigadores planean estudiar factores como la cultura y la educación para comprender mejor por qué algunas personas aceptan mejor que otras los altibajos emocionales.

«Preguntando a los padres sobre sus actitudes sobre las emociones de sus hijos, podríamos ser capaces de predecir cómo sus hijos se sentirán acerca de sus propias emociones, y cómo esto podría afectar a su salud mental», dijo Mauss.

Además de Mauss y Ford, son coautores del artículo, Oliver John, en la Universidad de California en Berkeley y Phoebe Lam de la Universidad de Northwestern. La investigación fue financiada por el Instituto Nacional sobre el Envejecimiento.

Fuente (traducción del original): Berkeley News. By Yasmin Anwar, Media Relations

Ponte en contacto con nosotrosEstamos a tu disposición para cualquier duda o consulta que desees hacernos | Psicólogos Madrid Centro de Psicología Área Humana

Puntúa y comparte

¿Crees que esta información puede ser útil a tus seguidores en las Redes Sociales? A continuación puedes añadir tu valoración y compartir este artículo. Podremos aprender mucho entre todos.
(Número de votos: 3 • Nota Media: 5)